DIVORCIO: ¿EN QUÉ CONSISTE EL RÉGIMEN DE GANANCIALES?

RÉGIMEN DE GANANCIALESCuando dos personas deciden unirse en matrimonio por defecto se establece el régimen de gananciales. Los esposos tienen la firme convicción de que la unión durará para siempre. A pesar de creer en esta idea, las cosas no siempre salen según lo planeado y terminan recurriendo al divorcio. Este acto legal además de representar de forma jurídica la separación de cuerpos, también permite definir todo lo correspondiente a la división de bienes que ambos comparten.

Por lo general, los abogados recomiendan establecer cuál será el régimen económico que disciplinará al matrimonio. Para nosotros, lo correcto es establecer esto antes de contraer matrimonio. Lo mejor de este tipo de medidas es que las personas serán conscientes previamente de sus derechos y obligaciones en caso de disolver la unión marital.

Para esto, el código civil español estipula tres tipos de regímenes: el primero de ellos se denomina separación de bienes, el segundo régimen de gananciales y por último el de participación. En esta oportunidad nos centraremos en aclarar y responder las posibles dudas que puedan surgir con respecto al régimen ganancial.

¿En qué consiste el régimen ganancial?

El régimen de gananciales se basa en unificar las ganancias recibidas de ambos cónyuges durante el matrimonio. Es así como se comienza a construir lo que algunos denominan un patrimonio único o en común. También resulta muy frecuente de este sistema que la pareja disponga de una sola cuenta bancaria para que los esposos puedan abonar el dinero.

Cuando se va a tramitar un divorcio y se ha elegido previamente este régimen económico, se entiende que todo lo adquirido durante el casamiento será repartido a partes iguales; es decir 50% para cada uno. Sin embargo, es fundamental tener en cuenta cuales serán los bienes privativos y los gananciales para que la división sea lo más justa y correcta posible.

Es necesario destacar que los bienes privativos son todos aquellos que se derivan de los bienes y derechos que hayan sido adquiridos con anterioridad al matrimonio: las prendas de vestir y objetos que no representen un gran valor, los de títulos gratuitos (herencias o donaciones), derecho de pensión entre otros que también contemple el código civil español.

En el caso de los bienes gananciales son todos aquellos obtenidos por título oneroso, los de trabajo o industria, aquellos intereses derivados de los bienes privativos, las empresas conformadas durante el casamiento, nuevas adquisiciones, etc.

¿Cómo se disuelve un régimen de gananciales?DIVORCIO REGIMEN GANANCIALES

La disolución de un régimen ganancial ocurre cuando un matrimonio es declarado nulo o cuando al menos una de las partes exprese su voluntad de separarse. Esto también ocurre cuando uno de los dos esposos sea declarado incapacitado judicialmente o incluso, si hay abandono familiar por más de año. Todos estos elementos son causantes por los que puede quedar sin efecto esta sociedad ganancial.

Una vez suceda uno de los hechos que se han descrito con anterioridad, se procede a la auditoría de bienes, indicando los bienes que conforman el activo y el pasivo de la masa ganancial.

Es importante destacar que lo ideal será contar con la asesoría adecuada de un abogado que tenga experiencia en este tipo de temas, pues resulta ser un trámite delicado que requiere de un amplio dominio sobre la materia.

El patrimonio activo, se encuentra integrado por los bienes gananciales y el importe actualizado. El primero de ellos hace referencia a todo lo adquirido durante la sociedad, por lo que se debe fijar el valor de cada bien, si hubiese el caso de que uno de los cónyuges, vendiera sin autorización alguno de estos se establecerá el coste como si existiera.

Los pasivos corresponden a todas las deudas pendientes de los contrayentes. Hablamos por ejemplo del coste de los bienes privativos que hayan sido consumidos por los esposos para el bienestar de lo sociedad. Frente a esto, se debe devolver la cantidad correspondiente al cónyuge que le pertenece. Aquí entran también aquellos pagos que sean parte del matrimonio y que solamente uno haya cancelado.

Aspectos legales de la disolución de una sociedad ganancial

Una vez se haya concluido el proceso de evaluación, se destinan los activos para cancelar todos los haberes y el excedente se reparte entre ambas partes y de forma igualitaria. Se sugiere que este proceso de liquidación se realice ante instancias judiciales. De esta forma quedará registrado en el expediente de divorcio.

Impuesto y requerimientos

Una vez concluye la separación de bienes se debe cancelar el Impuesto de Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados ante la Consejería de Hacienda de la Comunidad Autónoma competente. Posteriormente se acudirá al Registro de la Propiedad para asignar la titularidad de los bienes que les corresponde a los ex cónyuges cuando finaliza el procedimiento judicial.

Si un matrimonio no estipula un previo acuerdo económico, será el Régimen de Gananciales el que predominará para dividir los bienes, en caso de divorcio. Por eso suele ser el más común. Si este es nuestro caso no olvidemos llamar a nuestro abogado para que nos ayude en tan engorroso trámite.

Print Friendly
[Total:3    Promedio:5/5]

Escrito por 

Loroño Abogados es un bufete jurídico ubicado en Bizkaia y en Madrid, atendiendo en nuestros despachos en Bilbao, en Getxo y en Barakaldo y en Madrid.

    Encuentrame en :
  • facebook
  • flickr
  • googleplus
  • linkedin
  • pinterest
  • skype
  • twitter
  • youtube
Compartir

Sobre Loroño abogados

Loroño Abogados es un bufete jurídico ubicado en Bizkaia y en Madrid, atendiendo en nuestros despachos en Bilbao, en Getxo y en Barakaldo y en Madrid.
Añadir a favoritos el permalink.

Comentarios cerrados