¿TIENES MIEDO DE EQUIVOCARTE AL HACER LA DECLARACION DE LA RENTA DESDE QUE TE HAS DIVORCIADO? IRPF Y PENSIONES TRAS EL DIVORCIO

IRPF Y PENSIONES TRAS EL DIVORCIOIRPF Y PENSIONES TRAS EL DIVORCIO

Todos sabemos que con el divorcio suele llevar aparejadas pensiones, bien sea la alimenticia para los hijos y/o la compensatoria para el ex cónyuge en los casos de parejas con algún desequilibrio monetario producto del matrimonio. No obstante, a menudo olvidamos los efectos que ambas cargas económicas tienen a la hora de declarar y de pagar los impuestos.

Todo el dinero que pasa por nuestras manos es sujeto a ser declarado. Evidentemente, el efecto que tiene el dinero que entra a nuestras arcas, no es el mismo que aquel que representa un gasto.

Lo que queremos decir, es que tanto el que paga una pensión como el que la recibe tiene un efecto en su declaración del IRPF. Veamos cómo es cada caso.

La pension de alimentos en el IRPF

Como todos sabemos, la pensión alimenticia beneficia a los hijos en común de una pareja divorciada que sean menores o mayores de edad sin independencia económia. Por ende, podemos indicar que es una obligación para el que paga y una entrada monetaria para el padre tutor que debe administrarla (cónyuge custodio).

De acuerdo con esto, cabe hacerse dos preguntas ¿el que la paga puede generar deducciones de impuestos? ¿El que la recibe deberá pagar impuestos debido al ingreso económico?

Para el progenitor que paga la pensión

Con respecto al padre que paga la pensión de alimentos, debemos aclarar que esta no genera deducciones directas y tampoco reducirán la base imposible del IRPF. Lo que pudiera aplicar en todo caso, es la aplicación de un tipo de impuesto más bajo con respecto a dicho monto.

Otra consideración ocurre cuando la cantidad por pensión de alimentos que se debe pagar es inferior a la base liquidable general, es decir, al monto neto sometido al impuesto cuando le restamos las deducciones a las que tenemos derecho. En este caso, la reducción del gravamen podría tomarse por separado: uno para la pensión alimenticia y para el resto del monto sujeto a impuesto.

Si este último es tu caso, entonces debes declarar cada importe en el apartado 471 de tu renta.

Pero en ambos casos, no podemos hablar de deducciones generadas por la pensión de alimentos, sino más bien, de consideraciones legales hacia el contribuyente.

Para el progenitor que la recibe

Ciertamente, el progenitor que recibe la pensión de alimentos no deberá realizar pagos extras por dicha entrada monetaria, que técnicamente no es para su disfrute o beneficio directo. Sin embargo, es importante que para ello la pensión haya sido determinada mediante una sentencia judicial o un acuerdo de divorcio.

Por eso, es importante contar con la documentación que demuestre la existencia y fijación de dicha pensión, la cual justificará dicha entrada de dinero. De lo contrario, la misma será entendida como una donación, generando el pago de una tributación distinta: El Impuesto de Sucesiones y Donaciones.

La pension compensatoria en el IRPF

De nuevo, La diferencia entre el pagador y quien recibe la compensación son obvias. Lo fundamental en todo caso, es que exista una resolución judicial que justifique la compensación, o de lo contrario esta será una donación.

Para el que paga la pensión

Ciertamente, la pensión compensatoria puede ser incluida en tu declaración para generar cierta reducción. Teniendo que pagarla, la persona puede reducir dicha cantidad de la base sujeta a impuesto del IRPF.

IRPF DIVORCIADOS ESPAÑAEn pocas palabras, podrás restar de tu sueldo el dinero que destinaste para el pago de la pensión compensatoria, evitando pagar así impuestos por la parte que destinaste para la compensación de tu ex pareja. Lo mismo se podrá hacer a la hora de calcular la retención de IRPF de la nómina y para ello, solo necesitarás informar a la oficina de recursos humanos de tu trabajo.

Para el que recibe la pensión

En este caso, el receptor de la pensión debe consignar los pagos como “rendimientos de trabajo”. Las mismas no podrán ser objeto de retención.

Además, este tipo de montos deberán ser declarados cuando se reciben más de 1.500€ al mes, o 12.000€ anuales en concepto de pensión compensatoria.

Print Friendly
[Total:2    Promedio:5/5]

Escrito por 

Loroño Abogados es un bufete jurídico de letrados ubicado originariamente en Bizkaia y en Madrid, atendiendo en todo el territorio español con presencia en despachos en Bilbao, Getxo, Barakaldo, Vitoria, Donostia, Pamplona Zaragoza, Las Palmas, Valladolid, Barcelona y Madrid.

    Encuentrame en :
  • facebook
  • flickr
  • googleplus
  • linkedin
  • pinterest
  • skype
  • twitter
  • youtube

Acerca de Loroño abogados

Loroño Abogados es un bufete jurídico de letrados ubicado originariamente en Bizkaia y en Madrid, atendiendo en todo el territorio español con presencia en despachos en Bilbao, Getxo, Barakaldo, Vitoria, Donostia, Pamplona Zaragoza, Las Palmas, Valladolid, Barcelona y Madrid.
Marcar el Enlace permanente.

Deja un comentario