EL SÍNDROME DE ALIENACIÓN PARENTAL DURANTE EL DIVORCIO

EL SÍNDROME DE ALIENACIÓN PARENTAL DURANTE EL DIVORCIOEl llamado Síndrome de Alienación Parental (SAP) durante el divorcio, consiste principalmente en que cuando se lleva a cabo una separación entre ambos cónyuges, uno de ellos se encarga sistemáticamente en programar a su o sus hijos para que actúen en contra del otro cónyuge sin ninguna justificación aparente.

De esta manera, los hijos pasan a absorber una actitud de negativización hacia uno de los progenitores, debido a que el progenitor responsable de inculcar estos valores a sus hijos, desecha en ellos todas las malas experiencias y rencores vividos dentro de la pareja.

No es novedoso decir que estas situaciones afectan de manera trascendental a los menores que se ven a cargo de una pareja e involucrados dentro del proceso de divorcio.

Síntomas primarios en niños afectados por el Síndrome SAP durante el divorcio de sus padres

  1. Denigración hacia uno de los progenitores: Esto suele manifestarse verbalmente o en la práctica. Se observan en los menores continuas descalificaciones hacia uno de sus progenitores.

  2. Absurdas justificaciones para explicar el desprecio: Las explicaciones del menor carecen de coherencia al explicar el desprecio hacia uno de los progenitores.

  3. Ausencia de ambivalencia: Un padre hace todo bien y el otro hace todo mal.

  4. El Síndrome del “pensador independiente”: El menor afirmará rotundamente que su posición de rechazo es totalmente tomada por él, sin haber sido influido por nadie más.

  5. Ausencia de culpa por los actos de crueldad ante el progenitor: El hijo no suele sentirse culpable por actuar de mala manera ante uno de sus padres, ya que considera que el progenitor se lo merece.

  6. Argumentos prestados: El hijo suele justificar sus actitudes, acudiendo a situaciones y acciones que él no ha vivido, pero que si ha escuchado contar por el otro progenitor.

  7. Claro desprecio ante toda la familia de uno de los progenitores: El menor muestra un desprecio general hacia el progenitor y toda su familia y amigos.

 Estos hechos se deben a una especie de “lavado de cabeza” por uno de los progenitores hacia los menores. Está claro el hecho de que aquel progenitor que acude a estas estrategias como modo de “venganza” hacia su pareja o ex pareja, no está actuando de manera correcta y madura, ya que se ve claramente como estas actitudes pueden llegar a afectar al menor en su desarrollo psicológico, familiar y social de manera muy grave.

Aunque el Síndrome de Alienación Parental durante el divorcio suele verse mayormente reflejado en los menores en discordia, también son los cónyuges quienes en algunas ocasiones se ven afectados por estas reacciones, con algunas actitudes como por ejemplo:

  1. Sentirse en pleno Derecho de la custodia propia de sus hijos en todo momento.

  2. Obsesión desmedida por estar al pendiente de sus hijos en cada momento.

  3. No respetar las reglas tomadas por el Tribunal en cuanto a la tenencia compartida de sus hijos con su expareja.

  4. Mentir para lograr objetivos relacionados con la tenencia de los menores.

  5. El fingimiento hipócrita de la preocupación porque los menores pasen tiempo con el otro progenitor.

  6. El razonamiento fallido por parte del progenitor afectado, ante una evaluación fiscal o psicológica.

En los próximos artículos, seguiremos hablando de este tan llamativo e interesante tema actual, proporcionando algunos métodos de solución para quienes se ven afectados por estos casos de Sindrome de Alineación Parental durante el divorcio.

 

 

Print Friendly
[Total:6    Promedio:4.7/5]

Escrito por 

Loroño Abogados es un bufete jurídico ubicado en Bizkaia y en Madrid, atendiendo en nuestros despachos en Bilbao, en Getxo y en Barakaldo y en Madrid.

    Encuentrame en :
  • facebook
  • flickr
  • googleplus
  • linkedin
  • pinterest
  • skype
  • twitter
  • youtube
Compartir

Sobre Loroño abogados

Loroño Abogados es un bufete jurídico ubicado en Bizkaia y en Madrid, atendiendo en nuestros despachos en Bilbao, en Getxo y en Barakaldo y en Madrid.
Añadir a favoritos el permalink.

Comentarios cerrados